Turismo Nacional

12/11/2018

Con dedicatoria

Nicolás Posco, flamante campeón de Clase 2 del Turismo Nacional, le dedicó el título a su padre.

Segundos después de haber bajada de su Ford Fiesta, tras conseguir el cuarto lugar en la final de la Clase 2 del Turismo Nacional en San Luis, Nicolás Posco estalló de alegría y con razón: después de mucho esfuerzo y sacrificio se consagró campeón de la competitiva división. Y al primero que le dedicó su corona fue a su padre, el ex piloto Juani Posco.

“El título está dedicado a mi papá, que me acompaña desde que empecé a correr y que nunca dejó de creer en mi. También al resto de mi familia y al equipo”, señaló Nico, que consiguió la consagración anticipada después de una carrera inteligente en la que llegó a estar segundo detrás del ganador Gastón Grasso (Toyota Etios).

Posco, obviamente, no se olvidó del equipo que regentea Alejandro Bucci, que mostró toda su garra el viernes al recuperar su auto que había quedado destruido por un despiste.

“Pensé que no clasificaba, pero los muchachos se pusieron y lo recuperaron. Clasifiqué tercero, gané mi serie y corrí en función de lograr el campeonato”, destacó el nuevo monarca de la Clase 2.