Súper TC2000

17/05/2019

Coronados de gloria

Los campeones del Turismo Competición opinaron sobre cómo ven hoy a la categoría, que cumple 40 años.

Hoy con el nombre de Súper TC 2000, se cumplen cuatro décadas de su nacimiento como TC 2000. Tuvo 21 campeones, entre ellos los recordados Luis Rubén Di Palma (1983) y Silvio Oltra (1987). CORSA les preguntó a todos ¿cómo la ven hoy? y de ser necesario ¿qué le cambiarían? El único que no respondió fue Omar Martínez (1998). Estas son sus opiniones. Al final, una dura opinión de un preparador fundador de la categoría hace cuatro décadas: Aldo Bellavigna.

 

   

Jorge Omar Del Río (1980/1981/1982): “la veo muy bien, muy fuerte y siempre tuvo esa característica de avance en la preparación de los autos y por eso sus motores luego fueron con inyección y tuvieron otros cambios. A nivel tecnológico la pongo al nivel de las mejores categorías de turismos en el mundo. El tema de los monomotores es más difícil de acostumbrarse. Uno viene de la época donde la rivalidad de los motores y marcas estaba muy marcada. Hoy estamos en momento donde se busca emparejar las categorías, que haya más competitividad y para eso se trabaja con una misma planta impulsora”.

 

Mario Gayraud (1984): “hoy la categoría no emociona a la gente. El monomotor no me gusta y alejó al público. Si no hay vuelta atrás con este tema, lo que buscaría al menos son alternativas para generar mejores carreras y tal vez los cambios de este año lo consigan”.

 

 

 

Rubén Daray (1985): “haría que la categoría vuelva para atrás con todos esos paquetes aerodinámicos y siendo la categoría mayor o el paso siguiente del TN. Tener mucha potencia, a poca gente le importa. Le sacaría la tracción delantera para evitar las cargas aerodinámicas. En el mejor de los casos correría con los autos como vienen de fábrica. Y en el peor de los casos bajaría más la potencia y con la tracción trasera los autos volverían a deslizarse. Si bien ahora le sacaron carga aerodinámica y doblar a dos por hora, y sí, van a haber más sobrepasos y desde ese punto está bien”.     

 

Juan María Traverso (1986/88/90/91/92/93/95): “está en un gran momento con seis equipos oficiales. Pero yo elimino o quito más carga aerodinámica y achico la goma. Con los motores turbo tal vez perdiste potencia, pero vas a ganar confiabilidad, paridad y futuro, porque es lo que se usa en Europa. Aunque no me gusta su sonido”.

 

Miguel Ángel Guerra (1989): “la categoría siempre fue la pantalla para las fábricas, donde podían hacer experiencia y promocionar los productos de la marca y cumplir así con las expectativas de los usuarios, quienes se identificaban con sus autos que corrían en la categoría, algo que sigue ocurriendo. Con el tema de los motores estaban en un callejón sin salida y penando con la confiabilidad y paridad. Fue un cambio necesario. Respecto de la quita de las cargas, todos los pilotos frenan mucho antes y doblan más despacio. Tendrán que dosificar la potencia y el que patine menos, hará diferencia. En las primeras carreras se verá si el cambio fue el correcto o habrá que seguir retocando. Lo que le faltaría es volver a tener los motores de cada marca, pero esto en un futuro no muy cercano para evitar encarecer el mantenimiento de los equipos”.

 

Guillermo Maldonado (1994): “se perdió la esencia y por eso el público se fue alejando.  Hoy los autos no van de costado y el espectáculo cayó. Igual veremos cómo sigue este año con los cambios que hicieron. Aparte de lo mencionado, sacaría el tema de que haya tantos elementos iguales como los motores, suspensiones, cajas, gomas, etc”.

 

 

Ernesto Bessone (1996): “pasa por un buen momento y creo que va a tener un gran 2019. Estoy de acuerdo con los monomotores, pero no con la mono gestión, es decir, cada equipo debería atender sus motores. Los turbo son una buena alternativa ante los problemas que tuvieron con los V8, pero algo que no negocio es el ruido”.

 

 

Henry Martin (1997): “es muy tecnológica y sigue en constante evolución. Leí que iban a incorporar motores turbo y espero que esto contribuya a que haya más paridad y carreras peleadas. Pero como no estoy en contacto directo con la categoría, no puedo opinar sobre qué le cambiaría”.  

 

 

 

 

Juan Manuel Silva (1999): “sigue siendo la que marca tendencia en lo tecnológico. Este año tiene seis equipos con apoyo de terminales. La veo muy bien y me gusta el camino que tomó con los motores turbo”.

 

 

 

Daniel Cingolani (2000): “las modificaciones en los autos va a llevan a que sean más inestables y a los pilotos a cometer errores, cosa que no ocurría por lo tan desarrollado técnicamente que se encontraban los coches. Y el cambio de motor es fundamental, porque va a dar una mayor paridad y sencillez para que los equipos particulares puedan ser más competitivos. Se necesitan de los equipos chicos para formar la grilla cosa que se perdió estos últimos años. Hay que trabajar para recuperarlos y que el semillero tenga posibilidad de una butaca competitiva, hoy muy poco probable”.

 

Gabriel Ponce de León (2001/2003/2005): “la veo bien y me gusta el cambio que hizo buscando mejorar el espectáculo. Acompaño también las modificaciones deportivas porque soy partidario de las largadas detenidas, de buscar alternativas para mejorar el espectáculo y de volver así al TC 2000 de antes. Para haber sido un cambio perfecto se tendría que ver el tema del sonido del motor. No sé si le cambiaría algo, pero, si bien el contexto económico es muy difícil, trataría de incentivar a las fábricas que hoy no están, mejorar el parque y permitirles estar a los pilotos que hoy no pueden hacerlo. Sería bueno que la dirigencia pudiera trabajar en ese punto”.

 

Norberto Fontana (2002/2010): “la verdad que como no estoy dentro de la categoría, es difícil opinar. Sí pienso que le falta una mayor cantidad de pilotos de renombre. Y también se podría volver a usar la goma Pirelli turca, con la que los autos se pasaban más, para eso sirve con ver la carrera de Termas de Río Hondo donde se corrió con los dos compuestos, duros y blandos”.

 

 

Christian Ledesma (2004): “cambió mucho estos últimos años. Desde que los equipos tuvieron que priorizar lo económico por sobre los pilotos, fue perdiendo la esencia. No sé qué cambiaría, pero buscaría poder tener a pilotos referentes del país sumado a los jóvenes talentos, eso le daría mucha más jerarquía a la categoría, pero por sobre todas las cosas a los jóvenes ya que no es lo mismo ganarle a un referente que a varios”.

 

 

Matías Rossi (2006/07/11/13): “la categoría tiene un cambio muy importante, tal vez el más grande de su historia. Es un año desafiante que nos pone a prueba a todos los pilotos y equipos. En la previa dije que el que se adapte más rápido iba a sacar ventaja y eso motiva. Sobre qué le cambiaría, tendría que esperar un par de carreras más para tener una opinión formada”.



José María López (2008/2009/2012): “sigo a la categoría, pero no estoy muy empapado de los cambios que se hicieron. Sí sé que con los motores anteriores hubo muchos problemas y así no se podía seguir. Respecto del turbo, es una tendencia que se está usando en Europa y la categoría siempre miró hacia ese lado. Si se piensa a futuro puede ser el primer paso hacia un motor híbrido en algunos años”. 

 

 

Néstor Girolami (2014/2015): “está en un muy buen momento y el cambio de motores ayudará a la performance de los equipos. Lo que pensaba que había cambiar se hizo: la quita de carga aerodinámica le va a caer bien y creo que este año se verán muy buenas carreras”. 

 

 

 

 

Agustín Canapino (2016): “me gustan las modificaciones que se hicieron. Debemos manejar más porque el auto es más difícil. Me gusta que se vuelva a largar de parado y todo lo que contribuya al buen espectáculo. Es un momento muy difícil en lo económico y también en un marco de un cambio de reglamento tan grande, pero buscaría poder sumar más autos”. 

 

 

 

Facundo Ardusso (2017/2018): “el cambio que generó la categoría me gusta y busca mejorar sus carreras. Está bueno que no haya penalizaciones y la partida detenida. Le pondría un compuesto de goma más blanda, mayor cantidad de autos y hacer dos series el domingo y la final”.   
 

 

 

 

Crítica fundadora

Aldo Bellavigna fue preparador del VW 1500 campeón con Jorge Omar Del Río en 1980, 1981 y 1982. También en charla con CORSA, el técnico opinó sobre la categoría: “es algo muy distinto a lo que era antes. Soy fundador de la categoría y sé todo lo que tuvimos que luchar para que la categoría funcione bien. Pero se fue llevando de a poco a otro sistema de carreras y de equipos. Estoy conforme por lo que hice para la categoría y hasta repartimos premios. Pero eso lamentablemente se perdió. Hoy es un circo con todos motores iguales. Los autos van a correr, compiten, pero no sé si está digitado o qué pasa”.

PorDarío Coronel