Súper TC2000

09/04/2018

¡A lo campeón!

Facundo Ardusso, vigente monarca de la categoría de los motores V8, se afianzó al frente de torneo después de ganar el sábado y ser tercero el domingo.

En un fin de semana en el que la lluvia fue gran protagonista en el autódromo Juan Manuel Fangio de Rosario (Santa Fe), donde el Súper TC2000 realizó la segunda fecha de su campeonato 2018, el sol salió para Facundo Ardusso (Renault). Es que el campeón de la especialidad aprovechó al máximo las dos carreras del fin de semana para sumar una buena cantidad de puntos y afianzarse al frente del torneo aprovchando las pocas unidades sumadas por su compañero Leonel Pernía (11º y 4º).

La presentación de Rosario fue la primera del “Gran Slam”, que se completa con la fecha en el callejero de Santa Fe, los 200 Kilómetros de Buenos Aires y el Gran Premio Coronación de Alta Gracia (Córdoba). Como todas tienen puntaje especial son citas claves para cualquiera que pretenda luchar por el título.

Con la mente puesta en retener la corona, Ardusso fue quien mejor aprovechó la excursión a la cuna de la bandera. En la competencia del sábado ganó casi de punta a punta. Es que partió segundo detrás de Agustín Canapino (Chevrolet), a quien superó en el inicio de la segunda vuelta después de realizar una gran maniobra sobre la pista mojada. Fue escoltado por Matías Rossi (Toyota) y Mariano Werner (Peugeot), quien casi no larga después de romper su auto en la clasificación.

Pero para ganar un campeonato no solo hay que aprovechar las oportunidades que se presentan, sino también ser inteligente cuando el medio mecánico no acompaña del todo. Eso le sucedió el domingo, en una carrera que tuvo a Facundo Chapur (Citroën) como vencedor. Ardusso no llegó a luchar por la victoria, pero terminó tercero detrás de Canapino y así se fue de Rosario firme en el primer lugar del certamen.

“En la suma de las dos carreras hubo una gran cosecha de puntos y me voy contento con eso. Pero la categoría está mucho más competitiva que este año y hay que seguir trabajando para estar en un gran nivel”, dijo el campeón.

Su análisis es certero porque no se pueden peder puntos, pese a que aún falta mucho para el final del año. Por ese motivo la cara de pocos amigos de Rossi, que abandonó en la segunda carrera y no ocultó su enfado. “Estamos mal… Así no se puede pelear un título. Abandonamos en dos de tres carreras”, dijo en alusión a su deserción en la apertura del certamen en Bueno Aires.

El otro que se fue contento de territorio santafesino fue Chapur, que logró su primer triunfo en su nuevo equipo. “Siempre intento dar el ciento por ciento, al igual que todo el equipo, así que esta victoria me pone muy feliz. Vamos a seguir trabajando para dar pelea en torneo”, aseguró el cordobés, que con esta victoria también se anota como favorito a ese cetro que Ardusso quiere cuidar a toda costa.

PorDiego Durruty