Súper TC2000

01/07/2017

Werner rugió en Rafaela

Werner (Peugeot) ganó la carrera clasificatoria del STC2000 en Rafaela. Ardusso (Renault) y Chapur (Peugeot) abandonaron en punta por problemas en las gomas.

Mariano Werner (Peugeot 408/Team Peugeot Total Argentina) ganó la carrera clasificatoria de la sexta fecha del Súper TC2000 que tiene como escenario el veloz circuito de Rafaela. El entrerriano fue escoltado por el campeón Agustín Canapino (Chevrolet Cruze/Equipo YPF Chevrolet) y Martín Moggia (Citroën C4 Lounge/Citroën Total Racing STC2000 Team).

Tras una gran partida el poleman Facundo Ardusso (Renault Fluence/Renault Sport) conservó la vanguardia por delante de Canapino, manteniendo aquel orden hasta el momento de afrontar la segunda chicana Werner los superó a ambos por dentro, tomando la delantera en una maniobra para el aplauso.

En ese primer giro hubo roces, grandes maniobras y cambios en la vanguardia. Werner se pasó en el frenaje al momento de encarar la chicana 1. Todo cambió, y de repente en el Templo, Ardusso volvió a ser el líder con Facundo Chapur (Peugeot 408/Team Peugeot Total Argentina) como escolta.

Seis vueltas se cumplían y los tres primeros se mantenían distanciados por menos de un segundo. Pero dos giros después, cuando en la recta principal el binomio de escoltas marchaba a la par el líder Ardusso, vio esfumarse las posibilidades de triunfo al producirse la rotura del neumático delantero derecho.

Chapur al frente del pelotón. Detenido, en el fondo de la imagen, Ardusso...

Chapur al frente del pelotón. Detenido, en el fondo de la imagen, Ardusso...

Chapur también perdía el liderazgo por un inconveniente similar y Werner comenzó a saborear la victoria en el mítico escenario rafaelino. La última vuelta tuvo al entrerriano adelante del campeón Canapino y sobre el final Moggia se quedaba con el tercer lugar al dar cuenta de Damián Fineschi (Ford Focus/Escudería FELA a metros de la bandera a cuadros.

“Fue una carrera con mucha adrenalina. Se dio una gran competencia, muy peleada. Felicito al equipo porque me entrego un auto increíble. El 408 se mostró muy rápido y con un potencial enorme. Estoy feliz por la victoria, llega en un momento importante de mi vida, por el nacimiento de mi hijo el día jueves. Salvador llegó en un gran momento, la verdad es que estoy muy feliz. Ahora tenemos que trabajar para la carrera de mañana” contó Werner.

“Para nosotros este resultado fue excelente. Es una lástima la rotura de los neumáticos, porque venía siendo un carretón. Tenemos que trabajar para la carrera de mañana; va a ser de una competencia de superviviencia”, analizó Canapino.

Mañana, a partir de la hora 12.20, se pondrá en marcha la carrera Final que tendrá una extensión de 27 vueltas, tres veces más que la llevada a cabo hoy. Habrá que esperar hasta entonces para vivir, disfrutar y contemplar el triple de emociones que las de la carrera sabatina.