Mundo CORSA

02/04/2018

Extinguidas (III)

Último repaso por las categorías nacionales que quedaron en el camino como la Fórmula Súper Renault, Truckers, GTA y Race Pick-Up Series.

Fotos: Archivo CORSA.

Si bien fueron creadas en la última década del siglo pasado, cuatro son las categorías nacionales que no duraron mucho. El tema económico, el Talón de Aquiles del automovilismo, hizo mella para que estas divisiones dejen de existir. Se trató de monospostos, camiones, camionetas y hasta autos tipo NASCAR construidos en la Argentina.  

FÓRMULA SÚPER RENAULT (1993-2004)

Alejandro Bini, uno de los reyes de la Súper Renault.

Alejandro Bini, uno de los reyes de la Súper Renault.

 

Ante la finalización de la F-2 Nacional, la motorización de sus autos quedaron a cargo de Renault con impulsores de 2.200 cm3 derivados del que entonces usaba el R-21. A los chasis Berta se sumaron en 1997 los europeos como Ralt, Dallara, Reynard y hasta algún Tom’s. En 1999 los impulsores fueron reemplazados por los 2.000 cm3 del Laguna. Entre sus 12 campeones figuran los ilustres Christian Ledesma (1997), con un Reynard; y Matías Rossi (2002), con un Tom’s. En la especialidad también corría Gabriel Massei, múltiple campeón de la F-2. “Arrancamos con los autos que quedaron de la F-2 Nacional. Compartíamos los fines de semana con el TC 2000, que creó una comisión a cargo de Pablo Peón y Gabriel Furlan para que hubiera una sola categoría de monopostos importante en la que se pensaban usar chasis Tatuus importados, que reemplazaría también a la Fórmula Renault. Pero por la crisis de 2001 y la devaluación del peso, ese proyecto quedó en la nada. Así fue que el TC 2000 decidió focalizarse en mantener solo a la F-R y sin su apoyo se nos hizo imposible continuar. En 2004 se terminó, pero luego esos autos con chasis de fibra de carbono pasaron a la Fórmula Entrerriana”.

TRUCKERS (1994)

Un camión de la Trucker en acción.

Un camión de la Trucker en acción.

 

Divisional de camiones que se lanzó en 1993 con una carrera en Concordia. En 1994 tuvo un solo campeonato de diez carreras en Bahía Blanca, Mar del Plata, Alta Gracia, Santa Rosa, Mar del Plata, La Rioja, Allen, Rosario, Buenos Aires y fue la última categoría nacional que visitó el extinto autódromo santafesino de Maggiolo. Su único campeón fue Carlos Rossi, con un Scania. Tuvo pilotos de renombre como Gabriel Raies y Luis Rubén Di Palma; detrás otros como Christian Dose, Carlos Saiz y Lito Imaz. A fines de 1994 la especialidad se disolvió porque sus vehículos dañaban mucho los circuitos y, además, el negocio no resultó como esperaban sus promotores. Contemporánea a ella surgió la Fórmula Truck, que corría solo en el Oscar y Juan Gálvez junto con la Fórmula Honda, promocional de donde salieron, por ejemplo, Esteban Tuero y el propio Ledesma. 

GRAN TURISMO AMERICANO (1997-2001)

La categoría GTA llegó a ser la más potente del país.

La categoría GTA llegó a ser la más potente del país.

 

Eran máquinas con carrocerías similares al NASCAR, pero concebidas en nuestro país a partir del diseño de Gustavo Donadio y la construcción de los hermanos Colombini. Los motores Ford, Chevrolet y Dodge sí eran importados de Estados Unidos. Se trataba de V8 de casi seis litros, 450 caballos y carburadores de cuatro bocas. También venían de afuera sus gomas Hoooser, frenos y diferenciales En el GTA se coronaron Carlos Perini (1997), Gastón Aguirre (1998 a 2000) y Diego Aventin (2001). Como dato particular, llegaron a tener una carrera nocturna en la antigua versión del autódromo de Rosario. “Importé el primer chasis en 1994 y nos tomamos dos años para fabricar los autos. Arrancamos en 1997 y en su momento fueron los coches más rápidos del país. Pero como el 95 por ciento de los elementos eran importados, no pudimos arrancar en 2002 por la devaluación. De 200 mil pesos por temporada por auto, se pasaba a 900 mil. El dólar nunca bajó y no pudimos continuar”, explicó Roberto Argento, quien era el responsable de la categoría y hoy está a cargo de la supervisión de los circuitos de la ACTC.  

RACE PICK-UP SERIES (1999-2001)

Grilla de partida de la Race Pick-Up Series. Foto: Roberto Daniel Ba.

Grilla de partida de la Race Pick-Up Series. Foto: Roberto Daniel Ba.

Nació de la mano del GTA. Tuvo su torneo presentación en 1998 y después tres campeonatos oficiales. Eran “chatas” importadas de USA como las Ford Ranger, Chevrolet Silverado y Dodge Dakota, con motores de ocho cilindros y 280 caballos. Se corría con acompañante. Su disolución fue similar a la del GTA debido al encarecimiento de sus costos. Inspirada en aquella divisional, este año la ACTC estrenará la TC Pick Up. A diferencia de su antecesora, son “chatas” nacionales, de doble cabina y con elementos de los autos de TC, como su motor multiválvulas. Correrá junto al TC Mouras, sólo en La Plata y en ella podrán competir pilotos activos del TC, aunque puede haber alguna excepción.

VER TAMBIÉN...
-Extinguidas (I)
-Extinguidas (II)

PorDarío Coronel