WRC

08/08/2017

Volvió el rey

Sébastien Loeb probó en Francia el Citroën C3 de este año, con el fin de ayudar a la marca en su evolución.

Tras participar en Canadá de una nueva fecha del Mundial de Rallycross el pasado fin de semana, Sébastien Loeb regresó inmediatamente a Europa, más precisamente a Francia, donde hoy por la mañana llevó a cabo una prueba con el Citroën C3 WRC. La misma se desarrolló sobre asfalto húmedo.

Como se había anunciado días atrás, su labor tuvo como fin desarrollar el vehículo con el cual la marca francesa retornó este año al Mundial sin mayores éxitos. Como es habitual, fue navegado por Daniel Elena.