Fórmula 1

11/07/2018

“Iba a correr para Ferrari en 2012”

Robert Kubica admitió que tenía contrato firmado con la Scudería y que iba a ser compañero de Fernando Alonso un año después del accidente que cambió su vida.

En ocasión del Gran Premio de Gran Bretaña de Fórmula 1, disputado el último fin de semana, Robert Kubica reconoció que estuvo a un año de competir para Ferrari, escudería con la que había firmado contrato previo al accidente que a principios de 2011 truncó su carrera en la Máxima.

El polaco, de 33 años, rememoró lo acontecido en Italia, donde en una competencia de rally sufrió un fuerte golpe que lo dejó con heridas graves, y que terminó afectando considerablemente su trayectoria deportiva.

En declaraciones al podcast oficial de la F.1, Kubica afirmó que pensó en no ser parte de aquel evento, sabiendo que “el equipo en el que iba a estar al año siguiente no me iba a permitir correr”. Sin embargo, por no querer decepcionar a la escuadra con la que finalmente compitió, fue parte de la prueba.

Al ser consultado por si aquel equipo que no lo iba a dejar participar, y del que iba a formar parte a partir de 2012, era Ferrari, Kubica respondió afirmativamente, agregando que había firmado contrato con Stefano Domenicali, por entonces jefe del equipo.  La idea de la escudería italiana era que formara dupla con Fernando Alonso.

“El primer objetivo es ingresar a la F.1. El segundo, y más difícil, es mantenerse, tener una buena reputación. Luego, o sales campeón del mundo o te conviertes en piloto de Ferrari. Yo estuve muy cerca de esto último”, expresó el actual piloto reserva de Williams.

Si bien en el primer año y medio tras el accidente no tomó en cuenta la oportunidad perdida (“estaba luchando, concentrado en mi recuperación. Fueron tiempos difíciles”), reconoció que ahora sí le proporciona un dolor adicional.

Al retomar su incursión en el rally, Kubica afirmó: “No corría rallyes solo por diversión, sino porque tenía el deseo de convertirme en un piloto más completo, de encontrar algo que otros no tienen”.

“No estaba feliz por lo bueno que era. Necesitaba más, y entendía que correr en rally me iba a dar eso que me faltaba. Si bien me lo dio, pagué un precio demasiado alto”, concluyó.

 

Foto: XPB Images.