Fórmula 1

13/11/2017

Solo intenciones

El Director Comercial de la F.1 habló con CORSA sobre el posible regreso de la categoría a la Argentina. “Por ahora no pasan de conversaciones”, dijo.

CORSA en diálogo con Sean Bratches.

Habrá que seguir armándose de paciencia respecto al regreso de la Fórmula 1 a la Argentina. Durante el Gran Premio de Brasil, CORSA habló con Sean Bratches, Director Comercial de la categoría, que confirmó que por ahora “solo hubo conversaciones” con un grupo de promotores privados para la vuelta de la Máxima al país.

El timón de la Fórmula 1 cambió de mando este año y su conducción no recae en una persona como pasó hasta 2016 con Bernie Ecclestone. La compra de las acciones de FOM, por parte de Liberty Media a CVC Capital Partners y Delta Topco, modificó un esquema de conducción de casi cuatro décadas.

Ahora la Máxima es manejada por tres personas: el irlandés Chase Carey, como Director Ejecutivo, el cargo que tenía Ecclestone; el estadounidense Bratches y el inglés Ross Brawn, como Director Deportivo. La Única habló con una de las patas de este trípode a cargo del futuro de la F.1. Su versión coincide con la información que se vino manejando: solo charlas y buenas intenciones.

Es cierto que generó mucha expectativa la visita al Autódromo de Buenos Aires de Charlie Whiting, director de Carrera de la F.1 y delegado de la Federación Internacional del Automóvil (FIA). “Hasta que no avance lo económico, no habrá novedades sobre los cambios solicitados en el circuito”, le afirmó el inglés a este medio. Whiting recibió un proyecto sobre un posible trazado para la Máxima al cual le pidió dos modificaciones, pero todo quedó ahí.  

El Estado Nacional y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires niegan su participación por el alto presupuesto para llevar el Autódromo al Grado 1 de a FIA, que oscila los 45 millones de dólares. También pagar el contrato por el evento. Brasil, por ejemplo, paga 50 millones de dólares por año con un vínculo de cinco temporadas, con posibilidad de renovar a cuatro. Aunque Bratches en el mano a mano con CORSA prefirió no hablar de números…

-¿La Argentina volverá a tener su Gran Premio?
-Queremos ampliar nuestro mercado y la marca Fórmula 1 por nuevos lugares y la Argentina es uno de esos. Sabemos que en este país hay mucha expectativa y que sus fanáticos son de los mejores. Pero la realidad es que estamos en una etapa preliminar del negocio y no hay nada firmado.

-¿Con quién o quiénes hablaron?
-Tuvimos conversaciones con un grupo de promotores privados. Ellos están manejando el fondo de inversión para poder tener la carrera. No hablamos con nadie del Gobierno argentino.

-Y de avanzar el tema, ¿cuándo sería posible, en 2019, 2020…?
-Esas son solo especulaciones. Realmente es un proceso de negociaciones que recién se inicia y solo hay conversaciones. Con este panorama no podemos dar una idea de cuándo sería posible una carrera en la Argentina. 

-¿Por qué es importante para la F.1 volver a la Argentina?
-Es un gran mercado en el mundo del deporte para tener un evento de esta característica. Sabemos la gran historia que tiene con el automovilismo. De volver la F.1 a este país será un éxito como lo fue en las ocasiones anteriores.

-¿Cuánto le costaría a Argentina la fecha de F.1?
-No creo que sea apropiado hablar de números de forma pública. Hay que considerar que más allá de lo que se pague, lo que genera en la economía local el hecho de recibir a la F.1.

-De concretarse, ¿sería solo en Buenos Aires?
-Eso no está decidido, recién estamos en una etapa preliminar. Aunque sabemos que Buenos Aires, más allá de su autódromo, reúne todas las condiciones para poder albergar un evento de esta naturaleza.

PorDarío Coronel